Mi carrito

El carrito está vacío.

Todos los productos

Terapia de luz para tratar la rosácea y el enrojecimiento

Rosácea es una condición que causa enrojecimiento y, a menudo, pequeñas protuberancias rojas en la cara que a veces pueden confundirse con acné u otras afecciones de la piel. Si bien para algunos puede ser estacional, luchar contra la rosácea y el enrojecimiento facial general puede ser increíblemente frustrante y, a veces, una lucha de por vida para quienes la padecen. Aunque no existe una cura médica para la rosácea, ha habido muchos avances en el tratamiento de los síntomas crónicos de la rosácea que van desde cremas tópicas para tratar el enrojecimiento, antibióticos, medicamentos para el acné y, más recientemente, terapia de luz.

terapia de luz roja rosácea

Los estudios muestran que la terapia de luz puede ayudar a reducir drásticamente la apariencia de enrojecimiento facial, rubor y telangiectasia (comúnmente conocidas como arañas vasculares) para aquellos que experimentan rosácea. Existen varios tipos de terapia de luz que han mostrado resultados prometedores en la reducción de síntomas, incluida la terapia con láser (también llamada terapia fotodinámica), Terapia de LED de luz roja, terapia de luz roja y azul, y terapia de luz pulsada intensa (IPL). Cuando se utiliza la fototerapia para tratar los vasos sanguíneos visibles, la mayoría de los pacientes vieron un Reducción del 50 % al 75 % de los vasos sanguíneos visibles después de solo 1 a 3 tratamientos. 

Para que la fototerapia tenga éxito, generalmente se requieren tratamientos repetidos para mantener la mejora de la apariencia de la piel. Los efectos secundarios suelen ser mínimos. pero se sabe que incluyen enrojecimiento temporal, pérdida del color de la piel y hematomas menores.

terapia de luz roja rosácea

Se necesita más investigación para determinar cuánto tiempo son efectivos los tratamientos de fototerapia para la rosácea y enrojecimiento, pero algunos pacientes han informado resultados positivos para 3 meses y hasta 2 años cuándo usar la fototerapia como remedio terapéutico. Como siempre, hable con su dermatólogo para crear el mejor plan de tratamiento que funcione para usted.